Se ha producido un error en este gadget.

febrero 23, 2007

las embarazadas....

Esta es Paula...

espero poder tener las fotitos de todas pues...

Un abracito,

AQUI APUNTES DEL PRESENTE

“QUI - APPUNTI DAL PRESENTE" (Aquí - apuntes desde el presente ó “Here – Notes from the present”) es una revista cuatrimestral. Se publica en Italia en forma de libro de un centenar de páginas en dos ediciones, una en inglés y otra en italiano, pero también integralmente en Internet en el sitio www.quiappuntidalpresente.it La edición que está a por salir se concentra en parte en El Salvador y contiene un extracto del diario personal de Mayra Barraza, cartas de Alexia Miranda y Miguel Huezo Mixco, dos relatos cortos De Claudia Hernández y “Un grito contra la indeferencia” de Maria Ofelia Zúniga. AQUÍ, es una revista lanzada en Italia con el fin de juntar testimonios, descripciones, observaciones y reflexiones de esta época en la que vivimos, donde lo privado y lo público ya muchas veces se han vuelto indistinguibles. Se publica todo tipo de literatura: Notas, poesía, historias, cartas, ensayos y sobre todo diarios personales. Sus colaboradores son gente de países de todo el mundo, personas para las cuales escribir es una actividad diaria, algunas veces profesional y también gente que solamente suele escribir en ciertas ocasiones. Es decir, los autores son tanto intelectuales como no-intelectuales. La revista se publica tres veces al año en inglés e italiano. ¿Por qué “indiferencia”? Las páginas del diario de Mayra son un enlistado de personas que han muerto por actos violentos en los últimos cien días. La lista llega a un total de 576 muertos. ¿En cien días? El número de soldados norteamericanos que murieron en el Irak desde el comienzo de la guerra, es decir 1362 días, está alrededor de 3000. En proporción, menos de la mitad. Y Massimo pregunta: “¿Por qué El Salvador no figura en la lista de los problemas del mundo, por qué no aparece en los titulares de los periódicos? Los que mueren allí, dicho con las palabras de Maria Ofelia, también son “nuestra gente”. Además, la nueva edición de “Here” incluye extractos de diarios personales de Israel, Italia, Marruecos, Ucranía, Irak y Gaza; trés poemas de dos poetas italianos, Michele Zaffrano y Marina Massenz; un ensayo de Bruno de Maria, psicoanalista, que apoya un regreso a la “idiotéz”; y un relato nombrado “from a prison” de Chiara Maffioletti. Si usted desea recibir la próxima edición escriba a massimoparizzi@alice.it. Una edición cuesta 10 € (12 $), una suscripción a tres edición sale a 30€(36$) para Europa y el Mediterraneo, 35€ (42$) para el resto del mundo. Existe la posibilidad de un descuento. HERE, is a magazine launched in Italy to gather testimonies, descriptions, observations, and reflections about the private-public times we live in, in whatever forms writing allows for: notes, poetry, stories, letters, essays, and above all diary entries. Its collaborators are people from different countries in the world, people for whom writing is a daily, at times professional, activity, as well as persons for whom it is only an occasional, infrequent pursuit; in a word, intellectuals and non-intellectuals. It is published three times a year, in both Italian and English editions. The issue about to come out focuses in part on Salvador, through diary pages by Mayra Barraza, letters by Alexia Miranda and Miguel Huezo Mixco, two short stories by Claudia Hernández, and "A Cry Against Indifference" by Maria Ofelia Zuniga. Why "indifference"? Mayra’s diary pages are an account of people who have suffered violent deaths in El Salvador in one hundred days. "Personally, I am reluctant to look at the dead as numbers" she writes. "So do we, so do I," Massimo, the chief editor of "Here", says. Sometimes, however, numbers can be telling. The violent deaths listed by Mayra came to a total of 576. In one hundred days. The deaths of American soldiers in Iraq since the beginning of the war, that is in 1362 days, have numbered almost 3000. In proportion, less than half. And Massimo wonders: "Why isn’t El Salvador ranked near the top of the list of the world’s problems, why isn’t it on the front pages of every newspaper? The people dying there, in the words of Maria Ofelia, are also “our people". Moreover, the new issue of "Here" includes diary entries from Israel, Italy, Morocco, Ukraine, Iraq, and Gaza; three poems by two Italian poets, Michele Zaffarano and Marina Massenz; an essay by Bruno De Maria, psychoanalyst, who advocates a return to "idiocy"; and a story-essay "from a prison" by Chiara Maffioletti. Who would wish to receive it can write to massimoparizzi@alice.it. A single copy costs 10 euros (12 US dollars), and a three-issue subscription 30 euros (36 US dollars) in Europe and the Mediterranean area, 35 euros (42 US dollars) in the rest of the world. However, reduced-price subscriptions are available.

febrero 08, 2007

más y más embarazadas señoras y señores...

Ahorrando para los baby showers pues... jaja.

la lista va aumentando:

Están también en la dulce espera:
  • Karlita Coreas y Carlos
  • nuestra pareja de jueces preferida: Michele y Alejandro
Asi que no se preocupen señoras, la ropa de embarazo se las traigo yo y luego veremos qué tal con la nueva línea de ropita para bebé... jejejeje

Un besitillo a todos!!!

febrero 06, 2007

Aqui las fotos de esos días de anunciación oficial!




Había una vez en la frontera: La economía va de la mano con el amor...

Por la razón que sea... es que a mi cada día en la frontera me parece como una nueva oportunidad para encontrarme con el pueblo... sus luchas... sus sueños.... en fin.

No se diga más. Les presento a Hilda. Mujer de 38 años, vendedora de bebidas (pal calor, sin alcohol) que pone su hielera a un ladito de la aduana. Casada a los 15 años con un hombre 20 años mayor que ella, eso sí, con la condición de no sacarla nunca de la casa de su madre hasta que ésta (la madre) hubiese muerto, es decir, cada quien se queda en su casa y nada más nos encontramos para cuestiones propias del matrimonio (...) Trato hecho y nunca deshecho. Bue... hasta 4 años más tarde cuando el "mal hombre" se fue con otra que sí quería vivir con él en la misma casa y dejó a nuestra Hilda sola con algunos hijos a cuestas... con 19 años y una vida que no pintaba un futuro muy amigable.

Febrero 12 de 2007:
- Hilda, pregunta una de las colegas vendedoras mientras el sol empieza a subir, y las pupusas están ardiendo en la plancha, y qué vas hacer el 14 de frebrero, porque no tenés con quien celebrar ahora verdad?

- No sé, se defiende Hilda, lo que pasa es que no me ha ido bien en las ventas ultimamente y por eso es que no tengo un novio para celebrar el 14. (¿?)
Es que, continúa Hilda, cuando las ventas están buenas uno puede guardar un poquito y darse el lujo de dejar de vender un día, y así platicar con algún muchacho y ponerse de acuerdo para ser novios... pero cuando las ventas están malas no se puede dejar de vender y por eso... porque ultimamente no he vendido mucho es que ahora no tengo con quien celebrar este 14...
Sencilleces salpicadas de sabiduría... digo yo. ;-D

febrero 02, 2007

5 de febrero de 2007. Había una vez en la frontera...

Entre montañas y ríos, cada lunes y cada viernes, las energías se concentran en un lugar que marca el límite entre dos países hermanos, la gente viene desde lugares lejanos y va dando vida con su presencia a una feria que propicia no sólo el comercio sino "el encuentro" entre personas que comparten alli trabajo, tiempo y esfuerzo así como también sus pensamientos, sentimientos y emociones, en un intercambio muy particular que para quienes podamos verlo o imaginarlo, es sin duda una oportunidad para poner a prueba nuestras más arraigadas teorías sobre la vida y crecer hombro a hombro, por medio de la herramienta más eficaz para hacernos mejores personas: por medio del encuentro profundo con otras almas.

Vaya pues... desde mi punto de vista, existen miles y miles de ocupaciones en el mundo mediante las cuales los seres humanos intentamos "ganarnos la vida"... en referencia a ello, sin pretender que esto sea una verdad absoluta, creo que hay distintas maneras de ver esas ocupaciones y mi mente divaga muchas veces al escuchar hablar a la gente que conozco sobre sus respectivos trabajos... así, particularmente pienso que respecto entre muchas otras categorías, bien podriamos simplificar agrupandoles en las siguientes tres: 1) quienes piensan dedicarse "lo que han querido hacer", es decir, trabajan en lo que han elegido (a veces por ser lo fruto de lo que estudiaron), les gusta, les apasiona, y les realiza... b) Quienes creen hacer "lo que se puede" es decir, no necesariamente lo eligieron, ni les gusta, ni les apasiona ni les realiza pero... riende efecto: paga. Y, por último, c) Quienes creen hacer lo que el destino les ha condicionado a hacer...

En todos los casos para mi, siempre existe la posibilidad de múltiples y variadas combinaciones de los tres, creo que no existe ningún trabajo (en el entendido de "ocupación retribuida" que nos arroja el diccionario) que no implique un poco elección, de condicionamiento fortuito al medio, al país, al contexto político y social de una ciudad en una época determinada..., que se realice sin esperar recibir nada (aunque esto sea simplemente un techo y el pan nuestro de cada día), y tampoco, que no esté ligado aunque sea tantito a un toque del destino que nos colocó en el lugar y la hora correcta cuando en un lugar X se precisaba expresamente los servicios de una persona "X" que, vaya suerte, correspondía totalmente al perfil que más acertadamente puede describir nuestras preparación, expereiencia y habilidades.

Pues bien, al respecto, después de casi 15 años de vida laboral activa, puedo decir que mis trabajos han estado siempre salpicados de un poco todo lo anterior, en ellos he encontrado espacios para realizarme y desarrollarme y he apendido paso a paso a madurar, creo que han sido sobre todo 15 años de educación para la vida (actual y futura) y todo ello gracias a mucha gente con la que he tenido ocasión de compartir trozos de vida durante los cuales marcaron mi alma... Sin embargo, hoy quiero compartir, esto a lo que yo llamo "había una vez en la frontera" y que es un poquito de esas cosas que escucho y aprendo con la gente que viene cada lunes y cada viernes (vaya usted a saber desde hace cuánto tiempo) a comercializar diferentes productos a una de las fronteras que marca límite entre El Salvador y Guatemala, ésta, la que está 2 kilómetros después de "Candelaria" en el departamento de Santa Ana: La frontera de San Cristóbal.

Son tantas las cosas que alli se viven que para mi es como una necesidad contarlas, pero claro, para no aburrir siempre a las personas que me prestan sus oidos o sus ojitos al leer las cosas que pasan por mi cabeza, entonces voy a ir escribiendo lo que mis oidos oyen y mis ojos miran aqui, en este blog, en un apartado que espero poder ordenar (cuando termine de entender cómo funciona esto de los blogs...jeje).

febrero 01, 2007

BABY BOOM

Sucede a veces... dicen que normalmente es posterior a situaciones por ejemplo de guerra en algunos países, pasó en España, en Estados Unidos... en los años después del 45 (del siglo 1900) cuando la alegría de la paz hizo que los índices de natalidad subieran de forma extraordinaria llamándose luego, con el paso de los años a quienes nacieron en ese tiempo "la generación del baby boom"...

Yo qué voy a decir... ¿será por las edades a las que ya hemos llegado? (jeje) pero en lo que a mi concierne... a mi alrededor, con causas aún no definidas claramente (aunque mi primo Ronald está seguro de que el contagio se produce debido al agua cristal ;-D), y con la certeza de unos exámenes de laboratorio que han dado como resultado un sigo "+" en lugar de un signo "-" (...) se está llevando a cabo un auténtico "Baby Boom... y así, entre noviembre /2006 y enero/2007 hemos conocido el anuncio de que han comprado boleto para convertirse en padres y madres ya sean en versión segunda o tercera o como principiantes, los siguientes (en el orden que lo anunciaron):

Silvia y Edgardo (Santa Tecla), Jeannete y José (L.A., California), Kath y Miguel Ángel (Ahora en Sucre, Bolivia), Víctor y Marissa (La Cima, San Salvador), Oscar y Gloria (Lourdes, El Salvador), Flor y Rebollo (Mejicanos, San Salvador), y esto sin contar a quienes han anunciado estar haciendo los deberes respectivos para lograr aprovechar este tiempo en el que al parecer, los bebés están "en oferta"...

Creo que las nueva vidas siguen siendo el mayor signo de esperanza que en unos tiempos de tanta convulsión mundial podemos encontrar... por ello, también creo que es importante cuando le damos el valor que tiene, sin importar temáticas de índole tradicional o social, creo que no importa si se está "casados como Dios manada", "juntos sin papeles firmados" o si el nuevo ser viene como un regalo "inesperado" (...) al final, eso no será importante ni tampoco determinante. Ni una cosa ni la otra llevan a estar realmente listo o no… Lo que realmente contará es eso que pasa por nuestras mentes y nuestro interior al contemplar el milagro de una vida que empieza... y que al venir a habitar nuestros mundos particulares traen consigo la responsabilidad (para nosotros claro…) de ser sus compañeros de viaje mientras aprenden a ser, no lo que nosotros soñamos que sean, sino lo que ellos decidan ser y de estar a su lado a la hora de los aciertos y los fracasos.

Somos acompañantes pues… compañeros de ruta pero también responsables en distintas proporciones dependiendo de factores como: ser la madre, el padre (biológicos o no), los tíos, abuelos, amigos, hermanos, primos, padrinos, tutores, mentores, apoderados legales (;-D) etc.., etc., etc., y, que en la medida en que se asuma dichos roles modificará en todo, o en algo, la vida que hemos conocido hasta ese momento y que nos llevará a experimentar a su lado digamos pues que… un poquito… DE TODO... ternura, risas, desvelos, asistencia a eventos “canceladas”, noches de pasión postergadas, un retorno a las fiestas infantiles que algunos habíamos dejado un poco atrás… paciencias al borde de un barranco emocional… una repentina identificación y sentimiento de solidaridad con cuantos padres y madres vemos por allí con sus hijos e hijas pequeños…, cambios en los temas de conversación, quizá cambios en nuestra manera de ver el mundo sus prioridades…, cambios… cambios… cambios… todo como parte de lo que significará “amarle”, y para el nuevo ser, como parte de su vida... esa que ha venido sencillamente a vivir.

Un día, una madre de 7 hijos ahora adultos (muy sabia como la mayoría de madres) me dijo: para saber lo que es bueno o malo para un niño no hace falta ni tener experiencia como madre, ni haber criado a uno ó a 10… lo que sí hace falta es tener “sentido común” que es la mejor luz ante las decisiones difíciles… Yo creo, que ese sentido común es eso a lo que cada quien le da el nombre que prefiere… iluminación divina, luz interior, sabiduría… en fin. El punto: hay que pensar tres segundos (como dice mi papá) antes de actuar.

Para mi, como tía consagrada de tantos y tantas sobrinas en edades diversas, como siempre, un orgullo de saberme parte de un mundo cambiante, que para nuestra fortuna sigue los ciclos naturales que permiten que siga habiendo esas nuevas generaciones que nos relevarán dentro de algunos años que seguro cuando pasen recordaremos con un “abrir y cerrar de ojos” y nos preguntaremos ¿dónde se fueron?, por ello, mi ánimo es simplemente invitarnos a disfrutar juntos este tiempo sin dejar de pensar en el mundo que estamos construyendo y que será su herencia, a tomar muy en serio, todos y todas, nuestros respectivos roles respecto a las nuevas generaciones, porque de los valores y principios que les enseñemos, a precio de ejemplos y palabras dependerán las decisiones que como adultos, en su día, tomarán y que tendrán incidencia directa con el curso del mundo… su mundo y todo aquello que les rodee.

Vayan para todos y todas, mis muestras de la más profunda alegría... un abrazo muy grande y mi deseo para que este sean un tiempo lleno de dicha mientras disfrutamos juntos de "la dulce espera!!!" Con el amor de siempre... y que el Dios de la vida nos conceda los dones que sean necesarios para ser lo que nos toque ser en cada momento…La tía Mary

Nos enchufamos, gracias!


imagenes contadores

Dejen su comentario